martes, 4 de diciembre de 2007

FRITZ HAARMANN "EL VAMPIRO DE HANNOVER" O "EL CARNICERO"


Fritz Haarmann (Hannover, 25 de octubre de 1879 - 15 de abril de 1925) fue un famoso psicópata alemán ejecutado a causa del asesinato probado de 27 adolescentes alemanes, si bien se le atribuyen más de 100 víctimas.

Fritz Haarmann, conocido como "El carnicero" o "El vampiro de Hannover", nació en dicha ciudad alemana. Provenía de una familia desestructurada: sus padres eran alcohólicos y protagonizaban escandalosos enfrentamientos que llegaban a la agresión física. La madre de Haarmann trataba a su hijo como si fuera una niña y le llegó a vestir con ropa femenina. Esto encolerizaba al padre, que le golpeaba con saña cuando lo veía de esta forma. Este ambiente provocó que sus hermanas abandonaran pronto el hogar familiar. Se ha apuntado en algunas ocasiones que acabaron siendo prostitutas. Sus víctimas siempre fueron adolescentes varones por sus tendencias homosexuales.

HISTORIA CRIMINAL

Con 17 años Haarmann fue fichado por la policía por acosar a adolescentes. Sin embargo, no fue hasta 1919 (contaba con 40 años) cuando comete su primer crimen. Su víctima fue Friedel Rothe.

El modus operandi de este psicópata, considerado en vida como uno de los mayores asesinos en serie de la historia, era siempre el mismo. Acudía a la estación de autobuses de Hannover, donde había decenas de chicos esperando trabajo. Allí les engañaba prometiéndoles trabajo y comida.

Los llevaba, de uno en uno, a una buhardilla que tenía en el barrio de Neustrasse, a espaldas del río Leine. Allí, según su propia confesión, los violaba y, de un mordisco, les seccionaba la carótida y la traquea. Todo este macabro ritual lo llevaba a cabo con su amante, Hans Grans.

Lo más truculento de la historia estriba en que, una vez muertos, deshuesaba a sus víctimas y vendía sus trozos de carne asegurando que eran de cerdo o de caballo (De ahí el apelativo de carnicero).

Regalaba los huesos de sus víctimas asegurando que eran de caballo, si bien su tamaño y blancura despertaron las sospechas de los vecinos de Hannover. Fue por esto que acabó por arrojar los huesos al río Leine.

ACCIÓN DE LA JUSTICIA

El 17 de mayo de 1924 unos niños localizaron una calavera en el río. Las autoridades ordenaron el dragado de éste y encontraron numerosos restos óseos.

El cerco se fue estrechando entorno al asesino y el 22 de junio de 1924 fue detenido. Haarmann confesó sus crímenes. Admitió haber matado y practicado el canibalismo con unos 40 niños.

El 15 de abril de 1925 fue decapitado por orden del juez. El carnicero de Hannover no pidió clemencia aunque insistió en que un ser desconocido tomaba posesión de su cuerpo y le incitaba a matar. Su compañero de tropelías, Hans Grans, fue condenado a cadena perpetua, pero se le conmtó por 12 años de cárcel.

LIBROS

Psicokillers, asesinos sin alma de Juan Antonio Cebrián (2003) (Colección de pasajes del terror, editorial Nowtilus frontera)

No hay comentarios: